martes, 25 de octubre de 2016

Pollo en Pepitoria


Hay guisos que siempre recuerdas haberlos comido en casa, ya los hacia la abuela, después mi madre y ahora lo sigo haciendo yo, y casi seguro que mis hijos también lo harán pues hay que ver lo que les gusta, dejan el plato limpio.

Es una receta fácil y resultona y desde luego que quien la hace la repite al poco tiempo te lo garantizo. Con pocos ingredientes haces un platazo, puedes añadirle la guarnición a gusto de cada uno, mi hijo prefiere con patatas, mi hija con un poco de cous cous, yo con tener dos rebanaditas de pan me conformo.

Este tipo de guisos son de los que ganan reposados y de un día para otro están mucho mejor.
No se como no había puesto esta receta mucho antes en el blog, pues mira que la preparo a menudo, pero este verano me comento una amiga si le podía dar la receta pues la habían hecho en la tv, así que me puse manos a la obra y las fotos no me gustaron como me quedaron, así que el otro día lo volví a preparar y las fotos quedaron mas decentes.

Mi madre lo hacia con pollo troceado y lo pasaba por harina, a mi me gusta prepararlo con muslos y entremuslos separados, pero esta ultima vez lo hice solo con muslos que es como lo hicieron en tv, aunque sigo prefiriendo los muslos y entremuslos. Yo no lo paso por harina ya que así no se mancha el aceite y en la misma cazuela puedes hacerlo todo.

INGREDIENTES para 4-5 personas
  • 4 muslos y 4 entremuslos de pollo, o bien 8 muslos
  • 2 dientes de ajo
  • 1 cebolla
  • 2 huevos duros
  • 30 almendras crudas
  • 2 o 3 rebanadas de pan
  • 1 vasito de vino blanco
  • azafrán de hebra
  • 600-700 ml de caldo de pollo o bien agua con dos pastillas de caldo de pollo
  • aceite de oliva, sal, pimienta

ELABORACIÓN
Pondremos a cocer dos huevos los tendremos 10 minutos cociendo y los refrescaremos,
pelarlos y separar las yemas de las clara y reservar.
Si tenemos las almendras crudas con piel, pondremos un cuenco con agua caliente y dejaremos unos minutos las almendras para poder pelarlas fácilmente.
Poner aceite de oliva virgen extra en la cazuela donde haremos el guiso la cantidad la pongo a ojo, cubro el fondo de la cazuela, si cuando terminas de freír el pollo hay demasiado aceite quitas un poco. Salpimentar el pollo.
Calentar el aceite e ir rehogando la carne a tandas e ir apartando a un plato según se vaya dorando.
Mientras se va friendo el pollo, tostaremos las rebanadas de pan, puedes hacerlo en una sartén o bien en una tostadora.
En una sartén pequeña vamos a tostar el azafrán de hebra, como es caro para que no se pierda yo lo pongo en un trocito de papel de aluminio envuelto ¡ojo! se tuesta rápidamente.
En la misma sartén pondremos un poco de aceite a calentar y freiremos los dos ajos pelados y las almendras hasta que las veas doradas, si los ajos se hacen antes los apartas.
Cuando tengamos todo el pollo sofrito, comprobaremos si tenemos demasiado aceite, de ser así podemos quitar un poco. Ahora añadimos la cebolla cortada fina en pluma o bien menudita a cuadritos.
Cuando empiece la cebolla a estar blandita le añadimos el vasito de vino blanco, esperamos un minuto para que evapore el alcohol, añadimos el caldo y el pollo reservado y pondremos a cocer a fuego suave unos 45 minutos.
En el mortero o bien en la picadora, preparamos la picada con las almendras, los dos ajos, el pan tostado y el azafrán de hebra, cuando ya lo tengas picado le añades las dos yemas de huevo y vuelves a picar.
Esta picada también puedes hacerla con la batidora, añadiéndole un poquito de caldo de la cazuela te resultara mas fácil.
Añadir enseguida esta picada al guiso para que cueza con el pollo y coja color y sabor.
Probar de sal y dejar cocer a fuego suave.
En el momento de servir pondremos la clara de huevo picada por encima del pollo y tambien un poco de perejil o cebollino.
La guarnición va a gusto de cada uno, con patatas fritas es ideal, o con un arroz blanco, o también queda muy bueno con un poco de cous cous que hidrataremos con un poco de caldo de pollo.

Nota: se me había olvidado comentaros que si quieres que la salsa te resulte super fina cuando ya apartas del fuego la cazuela, sacas el pollo a una fuente  y pasas la batidora por toda la salsa, trituras bien y vuelves a poner el pollo en la cazuela de nuevo y dejar reposar.



10 comentarios:

  1. El aspecto lo dice todo, te ha quedado para mojar pan, una salsita perfecta.
    Un abrazo
    Clara

    ResponderEliminar
  2. Justo el domingo preparé pollo en pepitoria por primera vez! Me he arrepentido de no cocinarlo antes....¡es delicioso!
    Las fotos son preciosas.
    Besos,
    Olga

    ResponderEliminar
  3. Que ganas tengo de comerla. Te ha quedado riquísima!!😙

    ResponderEliminar
  4. Cómo me gusta esta receta. Pollo de toda la vida, de la que comíamos en casa los domingos. Me encanta. Un saludo.

    http://directoalamesa.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  5. Te ha quedado con una pinta fantástica, mi abuela preparaba uno de morirse pero ella lo llamaba pollo en salsa marrón y no he sido capaz de encontrar su receta exacta...El tuyo se le parece un poco en el aspecto y con esas patatitas cuadradas ejeje

    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tu abuela lo pasaría por harina seguro y al freír el pollo se ensucia un poco el aceite y la salsa queda más marroncita. De todas formas igualar un guiso de las abuelas es imposible ¿verdad?
      Saludos

      Eliminar
  6. irresistible esta receta de toda la vida, vaya pinta tiene... buenisimoo

    ResponderEliminar
  7. Tienes razón una receta de toda la vida pero que siempre es expectacular, rica, rica. Felicidades por tu bloc, ha sido un regalo poder visitarlo.
    elracodeldetall.blogspot.com

    ResponderEliminar
  8. Te ha quedado estupendo, el pollo es que gusta de todas las maneras.Te ha quedado genial.
    Besoss

    ResponderEliminar
  9. ¡Conseguido! lo preparé ayer domingo y me salio muy bueno, repetiré porque nos gustó a todos, además aprendí muchos trucos que no conocía, y me ha resultado muy fácil. Gracias M. Dolors.

    ResponderEliminar

Muchas gracias por vuestros comentarios.
Los comentarios anónimos no se publicarán.