jueves, 5 de septiembre de 2013

Gambas al Ajillo


En un buen aperitivo variado no pueden faltar unas gambas al ajillo, eso si, recién hechas ya que recalentadas pierden mucho, al menos a mi parecer.
Son muy fáciles de preparar y si lo tienes todo previamente a la mano en dos minutos, pero dos minutos, las tienes hechas.
Solo tienes que tener en cuenta una cosa, que el aceite esté bien caliente pues si tienes el aceite poco caliente se te coceran y ya no están igual de buenas.


Puedes utilizar una sartén o mejor aún, si tienes una cazuela de hierro fundido, cogen temperatura y reparten muy bien el calor y en la inducción van muy bien.

Yo tengo estas pequeñas que son de Pyrex  por cierto acabo de ver que desde hoy hasta el próximo lunes están a la venta muchos productos de Pyrex en Vente-priveé.com con el 50% de descuento.

Las gambas en buenas pescaderias puedes encontrar colas de gambas frescas, que resultan buenísimas y si no comprar gambas congeladas, pero de tamaño grande como mínimo pues menguan mucho.


INGREDIENTES
  • 400 gr. de gambas peladas
  • 6 ó 7 dientes de ajos
  • aceite de oliva virgen extra
  • sal
  • guindilla (opcional) puedes poner una pizca de pimentón picante
  • Pimentón dulce 
ELABORACIÓN

Si utilizas gambas congeladas, tendrás que descongelarlas previamente y secarlas con un papel de cocina antes de utilizarlas.
A continuación nos pondremos todos los ingredientes  a mano y preparados, pues esta receta se hace muy rápida y no puedes entretenerte.

Pelaremos los ajos y partiremos a rebanaditas ni muy gordas ni muy finas.


Pondremos el aceite a calentar, cuando este bien caliente ponemos los ajos y apartamos la cazuela o la sarten del fuego, cuando veamos que pierde calor la volvemos a acercar, no es preciso para esta receta que los ajos se doren mucho ya que si te pasas amargarán.

Cuando esté el aceite bien caliente otra vez y los ajos empiecen a dorar, ponemos la guindilla e inmediatamente las gambas que tienen  que estar bien secas, remover con cuidado y añadir un poco de pimentón no las hagas mucho, en un minuto o poco más estarán hechas.

Servir inmediatamente con unas rebanadas de pan.


39 comentarios:

  1. Yo tb considero que hay muchas comidas que recalentadas pierden mucho y por ejemplo con estas gambas pasan y en muchos bares te encuentras que te dan la tapa así :(
    Nada como hacerla casera como las tuyas, muy ricas!
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Mi abuela siempre decía que las gambas al ajillo, mucho fuego y mucho aceite, y es verdad, si no como comentas se cuecen. Y lo de secarlas es muy importante, cierto!. Una exquisitez.

    El aceite resultante es ideal ¿sabes para qué? para cocina china. No lo tires y refrigéralo.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. mmm hasta aquí me llega la olor!
    Riquísimas ;)
    Un besito

    ResponderEliminar
  4. Y no fallan eh? riquísimas y para mojar pan. Besos

    ResponderEliminar
  5. Ummm!!! Buenísimas, me encantan. Yo utilizo una cazuela de barro. Me encanta tu blog tienes unas recetas estupendas.Me quedo por aquí.
    Besos.

    http://lachefdemicocina.blogspot.com

    ResponderEliminar
  6. Que platito mas bueno, con un buen trozo de pan y a mojarrrrr.Gracias guapa

    ResponderEliminar
  7. Simple y delicioso, que rico....
    Mañana si quieres pasarte por mi blog, podrás ver en qué se quedó mi intento de preparar el atún con almendras que publicaste el otro día....
    Besitos guapa....

    ResponderEliminar
  8. Una de mis tapas preferidas, que buenas.

    ResponderEliminar
  9. que buenas!me encanta tomar este tapeo!

    ResponderEliminar
  10. Hola MªDolores! ya estoy de vuelta! espero que hayas pasado un verano estuendo. Vaya delicia de gambas!, me encanta el toque de pimenton, lo pongo siempre! Y la presentacion en las cazuelitas es preciosas: me encanta! besitos

    ResponderEliminar
  11. un aperitivo que siempre triunfa....

    ResponderEliminar
  12. Es ponerlas en la mesa y son un éxito asegurado, las tengo que hacer para que repitan si no hay protestas, bikinos

    ResponderEliminar
  13. Simples e com muito bom aspecto
    Gostei muito
    bjs

    ResponderEliminar
  14. Me encantan las gambas al ajillo, un aperitivo delicioso. Bss.

    ResponderEliminar
  15. Ricas cazuelitas de gambas al ajillo, un clásico que no cansa nunca.
    Las cazuelitas son muy monas, he visto hoy lo de la oferta y está muy bien, hau bastantes productos.
    Besos.

    ResponderEliminar
  16. Qué buenas! Es verdad. Nada como las que se preparan en casa. Un besito.

    ResponderEliminar
  17. Una recepta ideal per una tapa boníssima, per aprofitar els últims dies de vermuts a la terrassa...

    ResponderEliminar
  18. Ben ràpid i fàcil de fer, però que bo!!! presentades amb aquestes cassoletes són de luxe!ptó

    ResponderEliminar
  19. Es uno de mis aperitivos favoritos. Las cazuelitas preciosas.

    Besitos

    ResponderEliminar
  20. Una de mis tapas favoritas es precisamente las gambas al ajillo! qué buenas están, se me antojo que es un plato de lujo, qué le voy a hacer!
    Un saludo

    ResponderEliminar
  21. Estas siempre triunfan.Feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
  22. la receta clásica y rica, pero las cazuelitas son una pasada.
    bss

    ResponderEliminar
  23. Menudas gambitas que te han quedado, la verdad es que no soy mucho de gambas ni marisco y demás, pero así presentadas y con el sabor a ajo sí me tienen que gustar.

    besazos

    ResponderEliminar
  24. Marchando una de gambas!!!! lo bien que te han quedado y con esas cazuelitas es un puntazo la presentación, además de lo buenas que tienen que estar porque con ese tipo de cazuelas las comidas saben muy bien, a mi me encanta.
    Un besito

    ResponderEliminar
  25. Me gusta todo, desde las cazuelitas que me parecen una monería hasta la receta que la hago en casa y es sensacional.
    Hay un "pero" te falta una buena barra de pan al lado para no parar de mojar;)
    Besazos.

    ResponderEliminar
  26. La verdad es que te han quedado perfectas...
    Tengo cazuelas de hierro fundido, y precisamente compré el otro día en Vente Privéé... pero no se me ocurrió comprar estas cazuelitas, ¡qué lástima, porque son estupendas!.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  27. Mª Dolores, no te descubro nada si te digo que para mi eres un referente en la cocina. Me encanta tu cocina, y si a eso, que es lo básico, le añadimos tu arte con la fotografía, tu blog se acerca mucho a la perfección. Felicidades.
    Besinos

    ResponderEliminar
  28. Que cazuelinas tan chulas! un aperitivo de lujo!

    ResponderEliminar
  29. un plat divin et joliment présenté
    bonne journée

    ResponderEliminar
  30. Qué pinta tienen estas gambas con lo que nos gustan a nosotras, cogemos esta receta que es facilita y triunfan fijo,

    un abrazo

    ResponderEliminar
  31. Estoy contigo, hay que tomarlas caliente, recien hechas, que luego pierdes gracia.
    Besos.

    ResponderEliminar
  32. Ay que bien, que bien! Las haré, me guardo tu blog!!! :)

    ResponderEliminar
  33. ¡Qué ricas! y que pinta tan estupenda tienen. Me encantanlas gambas al ajillo y lo que más mojar el pan en la salsita, todo un placer. Besos.

    ResponderEliminar
  34. Un clásico que está riquísimo, y a pesar de ser fácil, como bien dices hay que saber hacerlas :)
    Besos

    ResponderEliminar
  35. Una pinta estupenda, me llevo unas poquitas

    Besos
    Miguel
    lareposteriademiguel.com

    ResponderEliminar
  36. Qué bien quedan en esas cazuelitas!!! Me encantan las gambas al ajillo y te han quedado con una pinta bárbara.

    Besos,

    ResponderEliminar
  37. Me encanta esta receta, es como la que hacemos en casa !! Yo soy nueva por aquí pero te agradecería que le echases un vistazo a mi blog http://lollipop-corn.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar

Muchas gracias por vuestros comentarios.
Los comentarios anónimos no se publicarán.